13/4/11

La realidad de Binner "¿Y yo donde voy?"

Por Julián Caliva

¿Y yo donde voy?
Esa era la clásica pregunta que hacíamos cuando éramos chicos e íbamos a alguna canchita a jugar al fútbol, y como buenos pataduras, los habilidosos que organizaban los equipos, nos dejaban afuera, y con cara de tristes esperábamos que alguien decidiera por nosotros.

Y esa parece ser hoy la pregunta que se hace el actual Gobernador de Santa Fe Hermes Binner. Alejado de toda posibilidad de ser reelecto, hace tiempo aposto todas las fichas a jugar fuerte e nivel nacional, planificando un acuerdo con la UCR y de este modo ser participe de la formula presidencial. Pero este fin de semana, ese sueño comenzó a desvanecerse cuando el ahora candidato oficial por el radicalismo, Raúl Alfonsín, declaro “que para ganar se necesitan muchísimos votos peronistas” (en realidad, viendo las encuestas necesitan votos de cualquier sector) en obvia alusión a la posibilidad de poder sumar a Felipe Sola, quien anteriormente había dejado deslizar la posibilidad de irse del peronismo Federal, después de la pésima y escandalosa elección en Chubut que hizo esa he……….. como lo podemos llamar, ha si agrupación (estuve a punto de escribir “bolsa de gatos”)

Pero ese no es el único problema que enfrenta Binner, ya que su “pollo” no logra levantar cabeza. Cuando faltan poco más de cuarenta días para las internas abiertas y obligatorias en Santa Fe, el candidato a gobernador Antonio Bonfatti necesita tomar prestados los votos de Hermes Binner, pero a luz de las últimas encuesta esto no sucede; y el ahora Senador Nacional Rubén Giustiniani se estaría imponiendo en las elecciones. Y para colmo de males también estaría perdiendo otro ahijada política del gobernador, la precandidata a intendente Mónica Fein,

Sin lugar en la formula presidencial, y sin lugar en la provincia, solo le queda conformarse con encabezar la lista de Diputados Nacionales. Poco, muy poco para un hombre que 4 años atrás soñaba con ser el primer presidente socialista de la historia






1 comentario:

manuel el coronel dijo...

que buena metáfora compañero, porque si al menos fuera el dueño de la pelota...