8/9/10

CUARENTA Y 1

A veces se apodera de mi, la vieja costumbre paranoica de suponer que todo está milimétricamente planificado por tres o cuatro cerebros que rigen el destino de todo el mundo. Una teoría que empecé a alimentar a los 12 o 13 años, cuando escuchaba a algunos compañeros, amigos u ocasionales interlocutores, especialmente los marxistas recién conversos que repetían muchas veces la palabra sistema. El sistema esto, el sistema lo otro, los que manejan el sistema... etc. No se. De alguna manera creía que existía una especie de Matrix, que todo estaba muy calculado y que el 99% de las personas no se percataba, ni se percataría nunca.



¿Por que digo que a veces se apodera de mi esa teoría? Pienso que el peronismo, pensó estratégicamente la llegada del Menemato privatizador, para que algunos años más tarde pudiera darnos cierto aire reformista y que todos estuviéramos contentos. Eso me sucede cuando me enojo con algunas cosas que hace el gobierno. Ahí pienso que primero lo mandaron al turco para hacernos ver el daño que se puede hacer en nombre de Perón y Evita y luego llegaron Cristina y Néstor diciéndonos que la revolución no es posible, pero que algunas reformas se pueden impulsar. Vamos por lo posible!!! Si seguimos esperando por la utopía completa nunca vamos a poder lograr nada. Eso que alguna vez el viejo significaba con el barro y la bosta.


Antes, no me conformaba con lo posible. Vamos por todo!!!, como podamos, con los que podamos y hasta donde podamos.


Anoche, cuando dubitativo, sin argumentación inteligente, desde un lugar de canchero, con justificaciones vagas y exceso de burguesía urbana, miraba a Martín Caparrós junto al dúo dinámico de Progres anti peronistas, en un espectáculo patético me alejé definitivamente de la teoría paranoica del manejo de todo.


Anoche, cuando en Palabras Más, Palabras Menos el Co- Autor de “La Voluntad” me daba calor ajeno al intentar explicar que como ahora mucha gente se politiza, lo “copado” es ser moderno y no hablar del pasado, desarticulé todo tipo de dudas sobre esa teoría de los dueños del sistema.


Creo que las cosas son así: Las personas transitan por la vida haciendo lo que pueden. A veces, eso que pueden hacer, es algo muy importante y lo sostienen a lo largo de la su vida. Como Anguita que casualmente comparte la autoría de tamaño documento de la militancia en nuestro país. Otras veces derrapan y hacen boludeces que tiran al resumidero todo lo bueno que han hecho. Sólo bastan nueve minutos en la tele.


En mi caso, sólo he podido hacer pequeñas cosas que me han mantenido con cierta felicidad. Un gran amor que me acompaña aún siendo lo que soy, dos turritos que son la propia sangre que me mantiene vivo y un puñado de convicciones que me perpetúan como adolescente. Eso más algunos libros, Beatles, Spinetta, un rico Cabernet Sauvignon y amigos que me acompañan a saborearlo son todo lo que tengo.


Hoy cumplo cuarenta y 1 años.

2 comentarios:

Gringoviejo dijo...

Te deseo que pases un día hermoso viejo,el día del cumpleaños es para ensayar hacer lo que te gustaría hacer el resto de tu vida.
Con respecto a lo otro,te diré que para mi el snob es el bicho mas facil de domesticar por el "sistema",Caparrós y compañia son el vivo ejemplo de ello.
Felicidades.

Anónimo dijo...

Que hayas tenido un hermoso cumple. Es la priemra vez q te leo y comparto en todo lo q decís...un abrazo Juan d Rafaela