24/1/10

Mmmm Lo digo o no lo digo...

Parezco Mirtita.
No se, creo que Clarín está como loco haciendo cualquier cosa por no perder los privilegios que tiene desde hace unos cuantos largos años. Creo que es la primera vez que un grupo económico con tanto poder es realmente incomodado por un gobierno democrático. No se escapa de mi análisis que en estos momentos hay que tratar de que el gobierno no sea vulnerable y caiga en las garras de esos poderes y de paso en la larga fila de idiotas útiles de la oposición que le hace el caldo gordo a Magnetto y cia.

Pero con todo eso que se y con la responsabilidad que hay que tener en estos momentos de amenazante restauración conservadora... el programa a mi no me gustó.


Mucho apaluso y mucha pompa, mucho tiempo Kirchner, panelistas desorientados y tratando de meter algún bocadillo y poca efectividad hacia donde se necesita y mucha comida para la contra que ya empezó a revolear estiercol.
Igual, le afané a Derek el laburo de haberlo subido y para el que no lo vió acá lo tienen en tres bloques de diez minutos.






3 comentarios:

grace dijo...

La verdá, que a mí medio que no me importa. Una oportunidad para que los que no nos movemos en el centro del mundo (léase la Capital y conurbano) podamos escucharlo todo lo que queremos. En realidad mis expectativas no eran escuchar a los demás, era escucharlo a él. Por eso vi el programa. En lo demás, coincido en un todo.

Gringoviejo dijo...

Nooo!! Nos agarrás recansados de hablar de 678,y encima con este calor.Dejemoslo para cuando epiece a refrescar.

Anónimo dijo...

cabe alguna duda que el programa de referencia estaba mas alla de las bondades periodisticas del mismo?