17/12/09

Marquevich ratificó que la adopción de los hijos de la dueña de Clarín fue "fraguada"

El ex juez federal de San Isidro Roberto Marquevich confirmó que los hijos de la dueña del diario Clarín podrían haber nacido en 1976, como Clara Anahí Mariani, la beba apropiada en La Plata y cuya abuela pidió que se realice un análisis de ADN para descartar que Marcela Noble Herrera, sea su nieta.
El ex juez Federal de San Isidro Roberto Marquevich da su testimonio sobre la presunta apropiación de los hijos de Ernestina de Noble.
El ex magistrado también aseguró ayer, en el marco del Juicio Por la Verdad de La Plata, que los dos expedientes de adopción de los hijos de Ernestina Herrera de Noble son "escandalosos desde la tapa hasta la última hoja".Marquevich prestó declaración testimonial ante los jueces a pedido de María Isabel Chorobick, ("Chicha" Mariani) quien lo citó en el marco de la causa donde se busca dar con el paradero de su nieta apropiada, a la que busca desde hace 33 años. Sobre la fecha de nacimiento de los hijos de Ernestina, el ex juez aseguró que "se presume que nacieron en 1976", aunque sus partidas de nacimiento son falsas "por que ya aparecen con el apellido Noble Herrera". Uno de los datos curiosos es que Roberto Noble había fallecido en 1969.El juez federal Leopoldo Schifrin, quien presidió el tribunal, se detuvo en ese dato y expuso que en un trámite de adopción "es casi imposible que la partida de nacimiento tenga el mismo apellido" que el de los futuros padres adoptivos y menos si se trata de apellido doble o compuesto.Durante su exposición, Marquevich -que ordenó la detención de la dueña del Grupo Clarín por presunta apropiación de menores- declaró que "nunca" tuvo problemas "en conseguir los análisis de ADN" en ninguna de las causas en las que intervino "haciendo cumplir la ley de datos genéticos"."En muchas causas se encontraron a los captores de los chicos" apropiados durante la dictadura "y los secuestradores fueron detenidos siempre sobre la base del ADN", graficó, y dejó una frase para el análisis: "Nunca se discutió la compulsividad del ADN en mis causas (salvo) en el expediente Noble Herrera".Al escuchar estas palabras de un ex juez de la Nación, "Chicha" Mariani fijó su objetivo en la causa de Marcela y Felipe Noble Herrera. Marquevich fue contundente. "Los dos expedientes son escandalosos, hasta las tapas son falsas". Para rematarla consideró que no cree "que haya otro (expediente) tan escandaloso".
CAUSAS. Marquevich encabezó la investigación del caso Noble por algunos años. El juez Conrado Bergesio es el actual juez federal de San Isidro que debería estar llevando adelante los avances de la causa. En este sentido, el declarante sostuvo que "hay una demora innecesaria en el expediente que está relacionada a las amistades del actual juez con sectores militares". Más allá de su conjetura, el ex magistrado federal reconoció desconocer el accionar del Juzgado, sobre todo en el caso Noble. "Existe una distracción judicial que tiene que ver con el intento de seguir dilatando la causa", concluyó.Marquevich sospecha que la demora en la resolución de la causa se debe a que la justicia "está esperando la muerte de la señora de Noble para apartar al Grupo Clarín de este problema".
NIETA. "Chicha" Mariani solicitó a la justicia que la hija de la directora del diario Clarín se someta a estudios de ADN para descartar que sea su nieta, Clara Anahí Mariani, quien fue apropiada luego del bombardeo a la casa Mariani Teruggi de La Plata, ocurrido en noviembre de 1976.Tal como informó Diagonales en exclusivo, la presentación fue realizada al juez Federal de La Plata, Arnaldo Corazza, quien envió el oficio a su par de San Isidro Conrado Bergesio, a cargo la causa que investiga la presunta apropiación de Marcela y Felipe por parte de la dueña del matutino porteño.En su presentación, la fundadora de las Abuelas de Plaza de Mayo solicitó que el análisis de ADN de Marcela Noble Herrera sea cruzado con los de las familias Mariani y Teruggi, almacenados en el Banco Nacional de Datos Genéticos.La presentación quedó en manos del titular del Juzgado Federal 2 de San Isidro a la espera una de resolución. La mujer hace 31 años que acopia información en un expediente personal detrás de esta hipótesis. "Atando cabos llegué a esta posibilidad", dijo en una entrevista a este diario.

1 comentario:

Luis Alberto dijo...

La directora del diario "Clarín", Ernestina Herrera de Noble podría taparle la boca a todos aquellos que afirman que sus hijos fueron arrebatados a desaparecidos durante la dictadura militar.
Sencillamente, podría pedirle a los jóvenes que se hagan los exámenes de ADN y, si todo está en regla, podría afirmar que hubo una sistemática campaña para demoler su honorabilidad. Cómo creen que una señora tan encumbrada socialmente, una poderosa empresaria mediática va a andar apropiándose de hijos de desaparecidos? En qué cabeza cabe semejante patraña urdida por organizaciones de derechos humanos? Cómo van a dudar de su apego a la norma que regula la adopción de chicos? Tal vez se haya incluído en un registro para aguardar, como cualquier hija de vecina, que la justicia avale la adopción.
Pero, esa adopción se registró en 1976, en plena dictadura militar.
A partir de este dato, surge la duda que podría disiparse si, insisto, acepta que Marcela y Felipe se hagan la prueba de ADN.
Es posible que si la justicia ordena el procedimiento, que no es invasivo, la líder de la CC, Elisa Carrió impida el trámite ya que los hijos de la dueña de Clarín "son nuestros hijos", según afirmó cuando calificó la ley de ADN como "fascista" y que sólo estaba destinada a perjudicar a la empresaria.